El Mundo (España), Alejandra F. Morán, 27.08.2003

Mientras el Ayuntamiento de León sopesa la rescisión el acuerdo con la ONG Humana por las acusaciones de falta de transparencia y estar denunciada como una organización sectaria, el Ayuntamiento de San Andrés, dirigido también por el PSOE, mantendrá el convenio vigente  “mientras no se prueben las acusaciones que sobre la organización no gubernamental se han vertido “. Así lo manifestó Concepción Rodríguez Carús, concejala de Bienestar Social del Consistorio de San Andrés.

Esta postura es la misma que mantiene el PP en el Ayuntamiento de León. Ayer mismo, la que fuera concejala de Bienestar Social en el equipo de gobierno anterior, Ana Guada, manifestó, con respecto al convenio que vincula al Consistorio leonés con la ONG Humana,  “la necesidad de aportar pruebas consistentes, que demuestren la denuncia realizada por la Oficina de Socorro Internacional (OSI) en León, que establece una relación directa entre la organización no gubernamental y una organización danesa denominada Tvind, calificada en los años 90 por una comisión de investigación política francesa de grupo sectario.

El convenio firmado hace un año ha sido denunciado por varios colectivos. Ahora que se plantea la rescisión del mismo, la edil popular afirma que  “en el supuesto de que se demuestre que la organización no es transparente en su labor humanitaria sin ánimo de lucro, el actual equipo de gobierno debería buscar una alternativa que  “dé continuidad a esta actividad de recogida de ropa usada, que tan buena acogida ha tenido entre los leoneses “.

Guada mantiene que hay que evitar que  “la ropa se arroje a los contenedores de residuos “.

‘Humana tiene firmado también un convenio de cooperación con el Ayuntamiento de San Andrés, por el cual ha instalado 7 contenedores de recogida de ropa en el municipio.

La edil de San Andrés responsable de Bienestar Social subrayó que la permanencia del acuerdo se estudiará al inicio del curso político, pero resaltó la necesidad de  “comprobar, mediante pruebas refutadas “, las acusaciones vertidas por la Oficina de Socorro Internacional sobre Humana, ya que hasta el momento  “las denuncias llevadas a cabo carecen de una sentencia judicial que corrobore la falta de transparencia de la ONG “.

Sin embargo, Rodríguez Carús ya adelantó que  “no me atrevo a anular el contrato sin pruebas judiciales porque nos pareció un convenio interesante y el pueblo de San Andrés le ha dispensado una buena acogida “.

Además, la titular de la Concejalía precisó que  “no hay que llevarse las manos a la cabeza, ya que pudiera ser que detrás de estas acusaciones existan intereses de todo tipo, ya que la labor de ‘Humana’ es posible que perjudique a otros vendedores de ropa “.