La Nación (Argentina), Mauro Apicella, 18.03.2020

Sin dudas que, ante la pregunta qué música nos conviene escuchar si decidimos seguir la recomendación del Presidente de pasar el mayor tiempo posible en casa, y con el mínimo contacto con otras personas, la respuesta será: la que a nosotros más nos guste. Sobre todo para los que, aún sin síntomas, han llegado desde el exterior y deban quedarse en casa obligatoriamente por dos semanas para evitar el avance del coronavirus .

Sin embargo, a medida que pasan los días y si el gusto musical es amplio, quizá convenga elegir los repertorios más tranquilos. Así como hay música que es funcional a actividades como la aeróbica, al aire libre o dentro de casa, para la relajación existen miles de opciones. Y ya están preparadas para ese fin. Desde todas las propuestas definidas como new age que se pueden encontrar en YouTube hasta los grupos y solistas de música mántrica.

Si la pandemia recapitula en Europa y en nuestro país no crece de manera exponencial, en la proximidad con el invierno, el 9 de mayo llegará a nuestro país el espectáculo “En las alas del mantra”, que realizan Deva Premal con Miten y Manose.

La cantante Deva Premal nació en Nüremberg, Alemania, en 1970. Su formación musical fue clásica pero al crecer en una familia con marcada tendencia a lo espiritual rápidamente se volcó a la música new age, adoptando mantras del sánscrito. En 1990, cuando estaba en el asram de Osho en Pune, (centro de meditación que el gurú tenía en la India), conoció a Miten, quien desde entonces se transformó en su compañero de vida y de música. Desde el lanzamiento de The Essence , con el Gayatri Mantra, ha vendido hasta la actualidad cerca de un millón de discos.

Miten nació en Surrey, Inglaterra, en 1947, como Andrew Desmond. Se hizo conocido con un dúo de folk y rock, en los sesenta, junto a Richard Garrett. Juntos publicaron dos álbumes por el sello Decca, The Jason Lodge Poetry Book (1964) y Tomorrow Never Knows (1965). Ya como solista fue fichado por el sello Ariola y comenzó a hacer giras como telonero de bandas como Fleetwood Mac, Randy Newman, Hall and Oates, The Cate Brothers, Ry Cooder y The Kinks, entre otros. Fue invitado por los Fleetwood Mac como artista especial en su “UK Rumours Tour”, y como telonero de Ry Cooder en su “1978 European Tour”. Pero su vida dio un giro cuando comenzó a dedicarse a la meditación y el estudio de la filosofía oriental. Se alineó primero con la prédica del místico hindú Bhagwan Shree Rajneesh, que le dio el nombre sánscrito de Prabhu Miten (“amigo de Dios”). Luego vivió en la comunidad de Osho, donde conoció, en 1990, a Deva.

La ciudad natal de Manose, Boudha (Nepal), se encuentra en la antigua ruta que conduce desde las montañas del Himalaya hasta el valle de Katmandú. Está río arriba del templo hindú más sagrado de Nepal, y alberga un importante santuario budista. Una afluencia de refugiados tibetanos que naturalmente se congregaron alrededor del gran santuario de Boudhanath, y el crecimiento exterior de la ciudad de Katmandú ha creado allí un nexo donde todos (desde peregrinos religiosos, comerciantes y turistas occidentales), se reunen. Allí fue donde Manose escuchó por primera vez una flauta de madera Bansuri. Consiguió una por 2 rupias y comenzó a tocar música popular de la región (desde el folclore nepalés hasta música tradicional de la India). Hoy, a los 41, es parte del proyecto de Miten y Deva.

Mantra electrónico

La mayoría de los que frecuenten el ambiente del trap saben que el trapero del momento, Wos es hijo de artistas. Sí, su mamá es Maia Mónaco y el próximo viernes presentará en plataformas digitales un nuevo disco, Raíz . Claro que lo suyo nada tiene que ver con el trap sino con la electrónica. Se trata de un álbum que combina ritmos americanos con electrónica que apuntan a lo contemplativo con estructuras minimalistas y letras de sentido mántrico. Otras (“Como el junco” podría ser un ejemplo) tienen un pulso casi bailable donde el cuerpo tiene un gran protagonismo.

“Estas músicas tienen relación con lo que me conecta y conmueve, agua, tierra, naturaleza… con lo que me deleita, como el sonido de distintos idiomas, la poesía o la voz que se expresa sin palabras”, explicó Maia antes de la presentación del álbum. “Amanece” y “Como el junco” son los dos primeros cortes de difusión, con videos, que anticipa antes del estreno del álbum.