Más de 180 mujeres denuncian haber sido abusadas sexualmente por los masajistas de una gran cadena de EE UU

El País (España), 28.11.2017

La ola de denuncias por acoso y abuso sexual no tiene freno. Ahora salpica a Massage Envy, una empresa de franquicias que cuenta con casi el 70% del mercado de masajes y spa en Estados Unidos. Según una investigación de la publicación digital Buzzfeed, más de 180 mujeres han denunciado abusos sexuales durante visitas a los centros en distintos puntos del país.

Uno de los casos destacados es el de Susan Ingram, una mujer de West Chester (Pensilvania). Durante un masaje en 2015, el instructor introdujo sus dedos en su vagina y le tocó los pechos. Aterrorizada, Ingram no supo cómo actuar y no fue hasta horas después cuando llamó al centro para informar de lo que había ocurrido. Los responsables del establecimiento ignoraron sus quejas y la mujer llamó a la policía. El terapeuta confesó que Ingram no había sido la única clienta de la que abusó.

Danielle Dick, una residente de Virginia, esperaba tumbada en uno de los 1.200 centros que tiene la empresa en el país cuando su masajista le agarró por el pelo, puso una mano sobre la boca de la víctima y con la otra introdujo sus dedos en su vagina. Al quejarse, los encargados no supieron qué hacer. En septiembre de 2017, Tara Woodley celebraba con un masaje haber conseguido un nuevo trabajo cuando, mientras estaba tumbada, el terapeuta comenzó a realizar sexo oral en los genitales de la mujer. Woodley se levantó inmediatamente y denunció ante las autoridades lo ocurrido.

Los testimonios, recogidos por Buzzfeed, revelan un patrón bajo el cual las denuncias de las mujeres eran ignoradas o inefectivas a la hora de castigar al masajista. Al contrario, en muchos de los casos, la empresa protegía a sus empleados. En numerosas instancias, los abusadores habían recibido quejas de varias clientas. Incluso entonces, los ejecutivos de la empresa a nivel nacional tampoco remediaron la situación. La ausencia de una estrategia interna y la desorganizada estructura del sistema de franquicias apuntan como razones principales del fracaso sistemático de Massage Envy para atender estas denuncias.