EuropaSur (España), 23.04.2012

Carlos Javier Rojas Luna, autoproclamado el Auténtico Hijo de Satán, se sentará hoy en el banquillo, en la Audiencia Provincial de Cádiz, como acusado de un delito de violación. Rojas fue detenido en octubre de 2009 por la Guardia Civil por crear una secta satánica que supuestamente esclavizaba a sus víctimas para estafarlas. Tenía que haber sido juzgado en febrero del pasado año. No compareció y la Sección Cuarta de la Audiencia decretó su busca y captura. Tras ser localizado en Argentina, fue extraditado y enviado a prisión.

En el caso por el que será juzgado hoy, el fiscal solicita para él cuatro años de prisión. Lo considera autor de una agresión sexual perpetrada contra una cliente del concesionario de coches radicado en San Fernando que Rojas Luna gestionaba, Autos Desi. La víctima se dirigió al negocio para adquirir un vehículo, en concreto, un Volkswagen Passat. Según el escrito de calificación provisional, el Hijo de Satán comenzó a acosarla y amenazarla con no devolverle los 20.000 euros que había entregado para el coche si no se acostaba con él. El fiscal agrega que la citaba una y otra vez en el concesionario en horas no comerciales. Y que la mujer acudió para reclamar el dinero o la llave del vehículo y se vio sometida a un acoso sin cuartel hasta ser agredida.

No es la única cita pendiente que tiene con la Justicia. En enero, estando aún en busca y captura, un Juzgado condenó al Hijo de Satán por estafar al Cádiz Club de Fútbol, cuyos jugadores llegaron a lucir en las calzonas la publicidad del concesionario isleño sin abonar él al equipo la cantidad acordada. Aún está sin concluir la causa de la Operación Creador, en la que la Guardia Civil desmanteló la secta satánica con sede en un chalé de Chiclana, en la calle Buitre, cerca de Los Gallos.