Terra España, 12.04.2013

El veterano cineasta David Lynch dijo que las autoridades estadounidenses deberían usar más la meditación trascendental para ayudar a los soldados que regresan de la guerra en Afganistán con el trastorno de estrés postraumático.

Haciendo de anfitrión en Beverly Hills (Hollywood, California, oeste) en la proyección de “Meditación, Creatividad, Paz”, su nuevo documental de 70 minutos sobre la técnica mental, Lynch también promocionó su impacto positivo en los escolares con problemas, presos y mujeres víctimas de abusos.

“Algunas personas dicen que es una forma de Mickey Mouse de la meditación, o es para principiantes. Eso es una tontería total. Es una antigua forma de meditación, tan profundamente hermosa para el ser humano”, dijo Lynch.

“Es un destructor de estrés, y muchas muchas muchas otras cosas gloriosas. Y en estos días realmente necesitamos este eliminador de estrés”, dijo ante la audiencia tras la proyección realizada sólo para invitados en un teatro/galería de Beverly Hills.

Por su parte, Bob Roth, director de la Fundación David Lynch, dijo que el Departamento de Defensa estadounidense está estudiando los posibles beneficios para los grupos de veteranos militares que regresan de las guerras de Irak y Afganistán.

“Veintidos veteranos se suicidan cada día en Estados Unidos. Así que están desesperados. Un puñado de píldoras no hace efecto, un cóctel de drogas que hacen que estos jóvenes hombres y mujeres se vuelvan locos”, dijo.

El director nominado al Oscar, por famosas películas como “El hombre elefante” (1980), “Terciopelo azul” (1986) y “Mulholland Drive” (2001), es un autor bien conocido de la meditación trascendental, técnica desarrollada en la década de 1960 por el gurú indio Maharishi Mahesh Yogi.

El documental sigue a Lynch en una gira por Europa, en la que aparece en conversaciones con estudiantes de cine, explicando los beneficios de técnicas mentales de meditación trascendental para el público, en gran parte admiradores.

Clips del cineasta de 67 años de edad, exponiendo acerca de TM, se intercalan con refranes y aforismos filosóficos de los textos religiosos, incluyendo la escritura hindú Bhagavad Gita, con una banda sonora de fondo basada en el instrumento indio cítara.