El Espectador (Colombia), 22.6.2012

Un juez de garantías de la ciudad de Pasto dictó orden de captura contra el pastor Álvaro Javier Gámez Torres denunciado de tener abusar sexualmente de las muchachas de su comunidad a las que había convencido de que acostándose con élasegurarían un lugar en el cielo.

La solicitud fue presentada por un fiscal de la unidad contra los delitos sexuales, quien señaló que existen varias denuncias en contra del pastor por parte de las mujeres de las que abusó sexualmente, entre las que se encontrarían además menores de edad.

Este diario denunció el pasado 4 de junio  que el pastor de durante años abusó de las jóvenes del Ministerio Apostólico y Profético Salem, el cual cuenta con cerca de 15 mil fieles en todo el país, cinco mil de ellos en Pasto (Nariño).

De acuerdo con el testimonio de una de las primeras denunciantes, Gámez “lentamente dejaba sin voluntad a sus víctimas y ayudado de otras mujeres, las convertía en sus esclavas sexuales”.

El testimonio de quien habría sido durante ocho largos años víctima de Gámez forma parte del material probatorio que le presentó a la Fiscalía el presidente de la Red de Apoyo a Víctimas de Sectas, Héctor Navarro para que procese a Gámez quien, de acuerdo con personas cercanas a la congregación, viajó recientemente a Chicago (Estados Unidos) y allí se encontraría.

Entre las pruebas que se le presentaron a la Fiscalía se encuentran dos videos en los que aparece Gámez sosteniendo relaciones sexuales con dos menores de edadmientras, de fondo, se escuchan los cánticos de la congregación.

Este hombre será buscado por las autoridades en esa región del pais y en otros territorios del territorio nacional.