La Jornada (México), Fabiola Martínez, 8.06.2011

Un grupo de integrantes de la Iglesia Cristiana Restaurada se manifestaron en las inmediaciones de la Secretaría de Gobernación para exigir la libertad de su pastor Antonio Paniagua, acusado de delincuencia organizada.

Las familias que participaron en esta concentración aseguran que el encarcelamiento de su pastor es un asunto de discriminación a las minorías y aseguraron que continuarán en apoyo a Paniagua, recientemente extraditado de España.

Paniagua fue acusado por la presunta desaparición de 14 menores del albergue Casitas del Sur.