Noticias (Argentina), 6.12.1997

El Dr. Pedro Pou, presidente del Banco Central, es miembro activo de uno de los grupos esotéricos con más poder económico y secretos que funciona en Argentina. Se trata de los Caballeros Americanos del Fuego (CAFH), secta fundada en Buenos Aires por el italiano Santiago Bovisio en 1937 bajo el nombre original de Almas de Cafh. Los elementos dogmáticos del grupo se basan en la experiencia de Santiago Bovisio en Italia cuando participaba en grupos teosóficos y antroposóficos.

El grupo funciona como una estructura piramidal y celular llamada Tabla. El líder es conocido como “Caballero Gran Maestre” y es la autoridad máxima, a quien se le reconocen poderes de clarividencia. Su identidad es secreta, auqnue se sabe que el primero fue Santiago Bovisio (falleció en 1962) y luego continuó Jorge Isaac Waxemberg (quien le dio la actual estructura económica y organizativa).

Cuando el adepto ingresa a la Tabla se lo obliga a realizar un juramento de silencio donde no podrá relatar lo que se transmite en las reuniones.

Creen que el alma libera energía espiritual que transforma y redime su vida y el mundo. Para CAFH estas almas son los “hombres nuevos” que serán la base de una nueva sociedad.

Merece recordarse que a principios de la década del setenta, su líder, Jorge Waxemberg se vinculó a José López Rega y una gran cantidad de miembros de CAFH ocuparon cargos en la estructura del PAMI, entre ellos el mismo Waxemberg. Pero el hecho más significativo fue que Celestino Rodrigo, una de las máximas figuras de la secta, ocupó el cargo de ministro de Economía.