Rosa Díez apoya a un grupo de extrema izquierda en Valencia

Minuto Digital, Víctor Serra, 18.08.2008

Lo que parecía un intento honesto y serio para estructurar una opción transversal en España se dibuja ya como una opción de izquierda pura y dura, que apoya sin tapujos a grupúsculos de extrema izquierda maoístas. De hecho, Rosa Díez ha dado su apoyo, con su presencia y participación, a Unificación Comunista de España este fin de semana en Valencia, donde el partido radical celebró unas jornadas.

La UCE es un partido comunista que se define en su propia web como “un partido que se basa en los principios de la teoría de Marx, Lenin y Mao Tse-Tung, que son nuestra guía para la acción.” Además, en su web afirman que “Unificación Comunista de España lucha, en la presente etapa, por la instauración de una República Democrática Popular”, es decir el mismo sistema de la extinta URSS: la dictadura del proletariado.

Rosa Díez afirmo en la jornada del partido comunista que “el mayor problema que tiene España sobre la crisis es un gobierno que niega su existencia”, según informaron fuentes del partido en un comunicado.

¿PARTICIPARÁ TAMBIÉN EN ACTOS DE LA FALANGE?

Falange Auténtica también apoyó a Rosa Díez. Tal como se recoge en su web:

“Sin duda, la elección de Rosa Díez como diputada es la mejor y mayor bocanada de aire fresco para la democracia española nacida de la Constitución de 1978.

Rosa Díez, con su hondo reformismo, abre una brecha en la ranciedad política que nos invade. Ahora Rosa Díez, sin embargo, tiene que afrontar la tarea de delimitar el espacio de su partido, pasar de la protesta a la propuesta.

Cuando sus problemas en el PSOE entraron en una vía de difícil solución, se le ofrecieron las listas de Falange Auténtica como soporte para su quehacer político, aunque evidentemente Rosa Díez no pertenece a lo que llamamos falangismo democrático, si bien posiblemente se la pueda considerar como lo más cercano a los planteamientos de FA.”

DEMOCRACIA

Sería de agradecer que UPyD clarificase su idea de democracia. Sin duda, participar en actos de grupos extremistas no es el mejor aval para lograr el voto de los ciudadanos españoles. Nos parece una imprudencia temeraria que, mientras se condena a ETA y todo lo que representa , incluída su ideología marxista, se apoye a grupos que basan su línea política en esa misma ideología que ha costado la vida a más de cien millones de personas en el mundo.