Aportan denuncias sobre personas afectadas por los Caballeros de Fuego

El Ciudadano (Argentina), Roberto Caferro, 25.05.1999

Integrantes de la “Secretaría de Ayuda a las Personas Afectadas por las Sectas Destructivas” (que depende de una organización no gubernamental que combate a la seudo ciencia) confirmaron ayer que tres personas denunciaron ser víctimas de los efectos nocivos del culto Caballeros Americanos de Fuego(Cafh) y necesitan de su asistencia jurídica y terapéutica. Sus integrantes, Hector Navarro y Eduardo Lause, aseguraron que Cafh “es una secta peligrosa que usa el poder y la influencia para manipular a las personas”.

Según ampliaron los miembros de este organismo, Cafh tiene una estructura que “utiliza” para el posecionamiento social, político y económico de sus miembros. “Ellos interactúan para ampliar su poderío. Entre sus miembros figuran jueces, abogados y escribanos entre otros”, afirmó Navarro.

En la edición del domingo pasado, El ciudadano publicó una nota en la cual detalló la existencia del culto Caballeros Americanos del Fuego en Rosario. Según el investigador de sectas Alfredo Silletta, Cafh es definida como una organización “secreta y esotérica” nacida en Argentina en 1937 cuya misión es formar “hombres nuevos que puedan acceder a espacios de poder para dominar al mundo”

La estructura orgánica de la secta es encabezada en la ciudad por el terapeuta Fidel Lebersohn, a quien la organización bautiza como caballero maestre. La esposa del conocido psiquiatra. Elena Lebensohn (tambi8én miembro de Cafh), dijo ayer que no pensaban contestar los agravios de Silletta publicados el domingo. “Ese señor nos acusa de cosas a las cuales nosotros no le damos entidad. Si contestamos le estamos dando importancias y no es así, afirmó la mujer.

Según Pedro Rosignoli- ex director del sanatorio Británico y un caballero deCafh desde hace 39 años -, su organización tampoco accionó contra la publicación periodística Tres puntos por la información editada el pasado 29 de diciembre, en la cual se señala al presidente del Banco Central, Pedro Pou, como integrante de la secta.

En la nota difundida por la publicación porteña se dijo que los Caballeros Americanos del Fuego pertenecen a “una orden masónica de costumbres medievales formadas por profesionales al estilo Opus Dei que pretende infiltrarse en espacios de poder”

Según la investigación de los periodistas Diego Rosemberg y Javier Calvo, los que integren la logia deben aportar entre 2000 y 2500 pesos para solventar las actividades y para ingresar a la logia se deben responder preguntas que ponen al descubierto las relaciones familiares y comerciales del aspirante.

Cafh tiene entre sus miembros a jueces, médicos y otros profesionales”

Entre los numerosos llamados y visitas recibidas ayer en la redacción de El Ciudadano con el fin de aportar más datos sobre los movimientos de Cafh en Rosario, se destaca la de un docente de la UNR que denunció los “Métodos discriminatorios” utilizados en las cátedras manejadas por integrantes deCafh . “Arman u7na estructura donde solo se benefician sus miembros. En la facultad de Medicina muchos fuimos discriminados y seremos pinches toda la vida por no pertenecer. Si hay un concurso no valen tus antecedentes. En los ámbitos donde ellos tienen poder manejan las cosas con arbitrariedad y discriminación. Yo he sido perjudicado” agregó.

Consultado al respecto, el rector de la UNR, Ricardo Suárez, reconoció que no era la primera noticia que tenía sobre la existencia de Cafh. Sin embargo no los conozco mucho

En el seno de la universidad hubo alguna repercusión, pero habría que hablar con el decano de la facultad involucrada. Y también habría que investigar bien la entidad de la denuncia porque es un tanto extraña. Hasta ahora no tengo información”, dijo no tan sorprendido el rector.

Los caballeros Americanos de Fuego son sostenidos en Rosario por una fundación (bautizada con el mismo nombre) que funciona en una importante vivienda de dos plantas de San Luis 2434.

Allí sus integrantes se congregan para tratar temas diversos. Utilizan un anillo de oro con un rubí coronado en el centro como distintivo y cultivan el silencio como un detalle esencial. “El que ingresa al culto no debe contar nada de lo que pase en las reuniones porque el secreto es un valor fundamental e inviolable”, aseguró Navarro.

Según Lause, los miembros de Cafh ostentan “un perfil autoritario y verticalista: no pueden ni siquiera salir de la ciudad sin autorización”, afirmó. A su lado, Navarro agregó que han tratado a una mujer que les narró sus padecimientos vividos en los tiempos que adhería a Cafh. “Una vez quiso ir a un congreso a Paraguay y las autoridades de Cafh se lo impidieron. Ellos utilizan métodos que los miembros deben aceptar con resignación como prueba de fortaleza.

Aclaración: el neuropsiquiatra Guillermo del Pazo no pertenece al culto ni a la fundación

En la nota aparecida en la edición de El ciudadano del pasado domingo 23 de mayo se mencionó al doctor Guillermo Del Pazo, neuropsiquiatra, médico legista y docente adjunto de la cátedra de medicina legal de la UNR, como uno de los miembros del culto Cafh.

Lo cierto es que Del Pazo solo participó como fuente informativa para un reportaje que la revista Vuelos (órgano de difusión de la Fundación Cafh) realizó en la edición número 35, del verano de l998, sobre los peligros del liderazgo autoritario y la inducción al suicidio grupal.

Por lo tanto en la nota mencionada se cometió un error involuntario al vincular la colaboración del neuropsiquiatra en la revista con los adeptos y miembros de Cafh, ya que los artículos aparecidas allí tiene como fin difundir las ideas y acciones que auspicia Cafh en distintos lugares del país.